Quesos con mucha historia

Más de 100 años dedicados al mundo de los quesos en esta preciosa isla mediterranea

El origen de esta empresa dedicada desde hace años al mundo del queso está en 1915 y en la figura de D. Pedro Florit Camps, el cual transmite a su sobrino Pedro Mercadal Florit (padre del actual propietario) la sabiduría de curar y madurar los quesos frescos artesanos que recogía semanalmente de los “llocs” de Menorca y  que posteriormente comercializaba junto a la venta de coloniales (lana, sal, azúcar) en colmados y mercados. Fue en 1940 cuando se constituye Dalrit S.L., una combinación de las terminaciones de sus apellidos Mercadal y Florit.  A la edad de 13 años se incorpora su hijo Pedro Mercadal Pons, donde a la vera de su padre, se empapó de la pasión y el respeto que unía a la familia con el producto lácteo, el cual ha inculcado a sus cuatro hijos así como su estímulo empresarial y comercial por dicho producto.

En el tramo final del siglo pasado empezó la historia de una marca y un producto con nombre propio: Queso Mahón Dalrit. Es un producto con Denominación de Origen Protegido, íntimamente ligado a la isla de Menorca, ya que forma parte de su cultura y sus costumbres.

La isla de Menorca, situada al noroeste de las Baleares, es un reducto privilegiado en la elaboración de quesos. Desde la más remota antigüedad existente documentación de la elaboración, bondad y exportación de sus quesos allende la isla. Pero fue durante el siglo pasado cuando se realizaron los grandes cambios en la producción quesera menorquina, tanto desde el punto de vista industrial como artesano.

La empresa está especializada en el Queso Mahón-Menorca, pero además tiene la distribución exclusiva en Menorca de quesos de toda Europa, siendo su suministrador Teodoro García, la empresa de distribución láctea más importante de España.

Las cookies nos permiten ofrecer un mejor servicio, al utilizar nuestra web aceptas la utilización de cookies. Más información